16 de febrero de 2011

Las decisiones que nos trajeron aquí (El día de hoy)

El día de hoy, al momento de estar leyendo esto, podemos darnos cuenta no somos mas que la suma de todas las decisiones (grandes o pequeñas, sencillas o difíciles, insignificantes o importantes) que hemos tomado a lo largo de nuestra vida. Podemos hacer un ejercicio superficial o profundo a través del cual hagamos conscientes cuales fueron las mejores o las peores decisiones que tomamos el día de hoy, esta semana, este mes, este año and so on y determinar que tan bien o mal estamos en función del resultado.

El día de hoy, el tema es que tampoco podemos tener regrets (cosas de que arrepentirnos) como decía Frank Sinatra en su canción My Way; Por que nos llevaría a un mood negativo, obsesivo, deprimente, patético y ocioso, pues ya no se puede hacer absolutamente nada sobre las malas decisiones de nuestra vida...Lo que en la actualidad tenemos que hacer es ASUMIR la responsabilidad de haber tomado tal o cual decisión en el camino, aprender de ella y (si la vida nos da la oportunidad) saber que hacer en la próxima ocasión en la que se presente para bien o para mal.

El día de hoy es un regalo dicen algunos ¡Por eso le dicen presente! y hay que vivirlo a plenitud ¿No es así? ¡¡CLARO!! Pero lamentablemente la mayoría de nosotros vivimos en un eterno presente, en el que el futuro parece muy lejano (o que de plano nunca* llegará) hasta que nos damos cuenta que ha pasado mas tiempo del que creímos, antes de tomar acción en las cosas que no podían esperar a que nos desatarantaramos (Vaya palabrita dominguera).

El día de hoy, podemos (estoy absolutamente convencido) "abonar" con nuestras acciones, algo para las cosas que nos acontecerán el día de mañana en cualquier área de nuestra vida. Podemos tomar la decisión de "enderezar" el camino, ser mejores personas, ahorrar, ser mas delgados, mas fuertes, mas sanos...¡¡No hay limite!! y tampoco hay que dedicar mucho tiempo, no hay que modificar nuestra vida de tajo, pero con paciencia, constancia, dedicación y un pasito a la vez, tenemos que ir postergando la satisfacción inmediata por una recompensa a mediano y/o largo plazo. Lo anterior es de manera inequívoca, el mecanismo que llevado de manera disciplinada conduce a cualquier logro.

¿Y cuando hay que empezar con esto? No hay mejor día que HOY para hacerlo...Mañana será muy tarde (de mi te acuerdas si mañana llega algún día).

Aquí le paro, por que si sigo no va a haber quien me detenga...Y es que hay tanto que hablar/escribir del tema.

Gracias a todos los que me mandan sus comentarios siempre que escribo algo aquí, me da mucho gusto recibir su feedback en FB, por este medio o por correo...

Recuerden que igual que ustedes soy solo un neófito en el arte de vivir la vida y que escribo todo esto por pura Nece(si)dad...

Antonio Mendoza.

*¡¡Craso error!! por lo que mas quieras nunca digas nunca!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada